@Davidbisbal busca Community Manager

Increíble, pero cierto. De los creadores de #turismobisbal llega el nuevo hashtag #prayforbisbal. El cantante almeriense ha vuelto a cubrirse de mierda en Twitter. Y es que al chavalín no le quedó bastante claro la repercusión (negativa) que puede tener una metedura de pata en dicha red social. Recordemos sus palabras sobre Egipto: “Nunca se han visto las pirámides de Egipto tan poco transitadas, ojala acaben pronto las revueltas”.

Pues bueno, él ha pensado que no fue suficiente con que media España se riera de su soberana estupidez que ahora ha intentado ir un poco más allá. A raíz del terrible terremoto ocurrido la pasada semana en Japón se creó el hashtag #PrayforJapan (reza por Japón), entre otros, que se ha colocado como Trending Topic a nivel mundial. Pues bueno, el iluminado éste no ha tenido otra idea que promocionar su concierto a través de la red social colocando dicho hashtag tras el vínculo promocional de su concierto.

Claro, obviamente, esta manada de españoles que no tienen nada que hacer con su vida se dio cuenta rápidamente de la cagada (gracias @WillAlvein) y de nuevo ha empezado la guasa, y es que no es para menos. De verdad que estoy empezando a pensar que te deberían hacer un test de subnormalidad  antes de abrirte una cuenta en cualquier red social, y más si eres un famosillo de estos… que no tienen muy claro dónde está la línea que deben, o no, cruzar.

Tras la nueva polémica creada por el almeriense se han escuchado rumores de que busca nuevo community manager. Al parecer, el cantante ha despedido al mono loco con una ballesta que le administraba hasta ayer mismo su cuenta oficial de Twitter y ha decidido contratar a un profesional. “Creo que Paquirrín sería perfecto para llevar mi imagen hasta lo más alto”, dicen haber escuchado en los mentideros de Miami y Almería.

Sigue leyendo, nuca había visto este post tan vacío…

¿Qué tienen en común Bisbal, Vigalondo, El País y Egipto?

Twitter es genial. Palabra. Llevo poco tiempo como tuitero y cada vez me engancha más. Me parece un gran instrumento para los profesionales de los medios, eso si, usado con responsabilidad y mesura ya que en caso contrario se puede meter la pata a cascoporro. Obviamente también es una plataforma perfecta para políticos, titiriteros, organismos públicos, triunfitos… y toda una amalgama de personas y personajes.

Esto tiene sus pros y sus contras como me ha quedado muy claro a lo largo de esta semana. Tres ejemplos. Los hashtags #turismobisbal, #humorelpais y #egypt, que han sido trending topics (todos siguen siéndolo mientras escribo) durante estos días, sirven para tener muy claro qué hacer y qué no hacer en relación a tu imagen y profesionalidad.

Empecemos con la furia almeriense, NocillaMan, si, @DavidBisbal. El ex de OT soltó: “Nunca se habían visto las pirámides de Egipto tan poco transitadas, ojalá que pronto se acabe la revuelta”. Y se quedó más ancho que largo. Esto supuso una lluvia de tuits de  humor ácido recriminando el comentario del cantante: “Qué gente más rara hay en Chernóbil #turismobisbal”, “Ojalá paren las guerrillas en el Congo, qué pena de selvas… ni un carril bici se puede poner… #turismoBisbal” o “¡Qué muerto está Auschwitz! #turismobisbal”. Y claro, el ricitos se rebotó y contestó: “El insulto es lo único que os queda, bueno y también mucho tiempo libre”.

Conclusión: Bisbal se debería dedicar a sus cosas y ser consciente de que no tiene porqué opinar de lo divino y de lo humano, al igual que muchos otros. Cada uno tiene que ser consciente de sus limitaciones. Chaval, tú, a cantar.

Sigue leyendo, nunca verás este post con tantos turistas!

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 38 seguidores

%d personas les gusta esto: