“En campaña le dije a Rubalcaba que no se podía usar Twitter como un teletipo”

José Antonio Rodríguez Salas, más conocido en Twitter como @AlcaldeJun hasta hace poco y @JoseAntonioJun, actualmente,  es uno de los políticos españoles más activos en las redes sociales. El primero de Andalucía y el quinto de España en número de seguidores y uno de los pioneros en llevar el 2.0 hasta la política para conseguir llegar de una forma sincera y cercana a sus conciudadanos.

Jun, un pueblo de poco menos de 4.000 habitantes, lideró el proceso de Ogov en el año 1.999 declarando el acceso a internet como un derecho universal de la ciudadanía y en 2.004 fue el primer ayuntamiento en realizar unas elecciones electrónicas no presenciales. Y si quedaban dudas del compromiso digital de este pueblo de la Vega de Granada el 28 de junio de 2011 se celebró el primer pleno interactivo municipal a nivel mundial, declarando el presidente de la Comisión Europea, Romano Prodi, lugar natal de la Teledemocracia Activa. Con tod@s vosotr@s, el Alcalde de Jun.

Bocanegra:  Jun y Twitter. ¿Cómo se lleva eso de tener dos alcaldías?

José Antonio: Mas que dos alcaldías es la prolongación del 1.0 hacia el 2.0. La plaza del pueblo está ahora en la red.

B: ¿Ha cambiado la forma de comunicarse con el votante/ciudadano a través de la red?

J.A: Sin duda. En plena campaña le indiqué a Rubalcaba que para llegar a la ciudadanía no se podía usar Twitter como un teletipo más de información.

B: ¿Qué repercusiones tiene esa evolución a la hora de hacer campaña?

J.A: La credibilidad en la red. Ese es el motivo de que un alcalde de un pequeño pueblo pueda tener más amigos que un político nacional.

Leer más de esta entrada

Anuncios

España grita en la calle: ¡#YesWeCamp!

Y volvió a ocurrir. Parados, asalariados, perroflautas, pijos, ‘jipys’, ‘skaters’, abuelos, estudiantes, izquierdosos, derechones, amas de casa, señoritos, señoronas, altos, bajos, rubios, morenos, rojos, verdes, azules y todo tipo de personas acudieron a la llamada de la indignación. Miles de ciudadanos (y mucha policía) llenaron a las 20:00 horas de la tarde de ayer la céntrica plaza madrileña y otros tantos los secundaban por diferentes ciudades españolas. Un nuevo y rotundo éxito de la sociedad civil.

Sol hasta la bandera

Sol hasta la bandera

Esta vez los medios de comunicación sí estaban. Por todos lados. Fotógrafos y cámaras buscaban el mejor sitio, la mejor imagen y la portada estrella. Unidades móviles, conexiones en directo y entrevistas a todo el que pasaba por allí. Los tertulianos opinaban sobre el movimiento en riguroso directo como si Sol estuviera a miles de kilómetros de donde ellos se encontraban. Como si de otro país se tratara. Como si no fueran sus conciudadanos los que estaban en la calle reclamando una sociedad más justa. Como si fuera el primer día que las calles eran abordadas de forma pacífica.

Leer más de esta entrada

Hay demasiados motivos para decir #nolesvotes

 

JR Mora

JR Mora

Estos politicuchos nuestros cada día dan más argumentos a favor del #nolesvotes. Ayer como andaluz, de nuevo, sentí vergüenza. Muy pocas veces somos noticia en Andalucía a no ser que hagan una conexión en directo con la Semana Santa, Feria o Romería de alguna ciudad o pueblo. En verano somos también una pieza muy socorrida para rellenar minutos y cuando hay inundaciones ya ni te cuento. Pues bueno, ahora, Andalucía (♫ahí estás tú♫) sale todos los días en las primeras páginas de los periódicos y ocupa buenas dosis de minutos en los informativos.

El tema de los EREs de la Junta nos ha puesto en órbita. Ahora ya no solo nos alumbrará el tópico de los vagos y fiesteros. Ahora somos oficialmente unos mangantes. Todo esto se lo debemos a la clase política de nuestra comunidad autónoma. Especialmente al PSOE que durante varias décadas ha convertido a nuestra querida tierra en su particular cortijo. Es curioso que Manuel Chaves después de tantísimos años no tuviera ni puta idea de lo que estaba pasando. Y José Antonio Griñán tiene suficiente con hacerse el nuevo. Hasta raro me resulta que Javier Arenas se entere ahora. Es como si un niño de seis años le ocultara a sus padres las notas y estos se enterasen cuando suspendió la selectividad. Está claro… si eso sucede realmente es que los padres son, como mínimo, idiotas.

Leer más de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: