Una televisión única, grande y libre

Siempre lo he pensado. La memoria de algunos en España es como la de un pez. O eso o es tan selectiva que podríamos decir que es elitista. Una de la que da muestras de ello cada día es la señora María Dolores de Cospedal. La amiga de los trabajadores, palestino en cuello y puño alzado al viento. Madre mía. Es que se me pone mal cuerpo cada vez que la veo.

Pues ayer esta individua va a ‘Los desayunos de TVE‘ y le dice a una gran profesional como Ana Pastor que desde el PP se sienten muy agraviados con el trato mediático que la televisión pública le da a su partido. Pues yo no lo comprendo ya que a día de hoy esos informativos son los más plurales que se pueden ver en este país de medios de comunicación vendidos a intereses políticos y económicos.

Puede ser que esta señora no recuerde que el actual director de RTVE fue elegido por consenso de los dos grandes partidos, vamos, a gusto de ambos. Puede ser que no recuerde la sentencia del 24 de julio de 2003 en la que la Audiencia Nacional condenó, de forma histórica, a la televisión pública por “violación de los derechos fundamentales de huelga y libertad sindical a raíz de la información sobre la huelga general de 20 de junio de 2002 con Aznar presidiendo el Gobierno y Urdaci al frente de esos vergonzantes informativos.

Leer más de esta entrada

Anuncios

Una nueva oportunidad para el conflicto vasco

Sortu. Puede traducirse al castellano como crear o nacer, sino tengo mal entendido. Ese es el nuevo nombre que la izquierda abertzale ha elegido para volver a la vida pública y política de Euskadi. Obviamente todo el mundo esperaba las siguientes palabras: “Pues bien la intensidad del rechazo a toda violencia que se recoge en los estatutos sin equívocos ni circunloquios, respecto a la organización ETA, ha de bastar para desvanecer cualquier presunción de connivencia con ella”, afirmó ayer el abogado Iñigo Iruin ante unas 300 personas.

Obviamente lo histórico de este acto no dejó mucho tiempo para que empezaran a aflorar reacciones. Y nadie se salió del guión establecido. Desde el Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, realizaba una invitación a la precaución y a la mesura. Actitud muy propia del que podría ser el sustituto de Zapatero en las próximas elecciones generales. Obviamente el PP con María Dolores de Cospedal (pero qué radical que es esta mujer) se negó en rotundo. Estos de la gaviota son como el windows, ‘NO A TODO‘. Y por su parte el líder de los nacionalistas vascos, Iñigo Urkullu, abogó por la legalización del nuevo partido si cumple con todas las reglas del juego democrático. Este hecho lo tendrán que dictaminar los jueces y tendrán que dejar claro que existe una separación real de poderes en este nuestro país.

Leer más de esta entrada

¡Apunten. Disparen. Fuego!

No defiendo a ningún partido político porque todos me parecen lo mismo. Al final, sea PP o PSOE, sea José María Aznar o Felipe González, todos terminan viviendo a costa del personal. 80.000 euros ‘pa’ la saca al año a costa de todos y cada uno de los españoles más lo que les pagan las empresas privadas por sus magníficos currículums. A unos por terrorismo de estado y a otros por llevar países a la guerra. Pero que me desvío, que esta gente no era de lo que yo quería hablar…

El tema es que el otro día agredieron en Murcia al consejero de Cultura, Pedro Alberto Cruz, sobrino (bueno, hijo del primo de su mujer) del presidente de la Región de Murcia, Pedro Luis Varcarcel. Lo de que es ‘sobrino’ no tendría valor  informativo si no fuera porque los agresores armados con un puño americano (y como decía Juan Ramón Lucas esta mañana: ese artilugio se lleva para partir caras) lo asaltaron al grito de: “sobrinísimo”.

Obviamente esta agresión es inadmisible, al igual que es inadmisible cualquier agresión a cualquier ciudadano de este nuestro mundo. Y como es así hay que condenar lo sucedido y a los agresores. Pero también es inadmisible que los populares culpen a los socialistas de lo sucedido. Y quién mejor para culpar y recriminar con cara de haber comido limones que la mano derecha de los desfavorecidos, María Dolores de Cospedal. No sabemos si en esta ocasión también utilizó palestino para la ocasión pero según esta radical señora “el comportamiento virulento” de dirigentes del PSOE murciano ha creado “un clima de alteración social absolutamente impropio de una democracia”. Vamos, que prácticamente, según esta individua y su partido, en Murcia se encuentran al borde de una guerra civil.

Sigue leyendo, te prometo que no verás a de Cospedal palestino en cuello…

A %d blogueros les gusta esto: